Bienvenidos a mi blog

martes, 7 de diciembre de 2010

Mujer fatal... y enfermera.

Cuando ocurrió lo de Sánchez Drago –contar sus batallitas en un libro y con la que se monta, hacer pasar su aventura con niñas (Lolitas japonesas NO, niñas japonesas) como anécdota literaria- pensé: ¡Madre de Dios, la sociedad está enferma!
Primero porque algunos escritores consagrados se han olvidado de que la literatura es narrar bien una mentira, y escriben cualquier cosa.
Segundo, luego va Planeta y lo publica.
Y tercero: porque después va la presidenta de la Comunidad Autónoma de Madrid, con los deberes bien hechos ante la prensa porque al menos yo no me creo que lea –tenga tiempo para leer, quiero decir- y menos El Quijote, y nos cierra la boca a todos diciendo: no vamos hacer otra quema de libros porque no nos guste, como el cura y el barbero quemando todos los libros de caballería. Es literatura como la de García Márquez, la de...

En fins, señora, que a estas alturas algunos sabemos distinguir las batallitas de alguien mayor que se queda sin fantasía. Y paso del tema, sirva que no he llamado señor a este escritor, y que la apología a la pederastia se rechaza y se denuncia por muchos.

Luego otros... que si jovencitas, casi niñas.

Así las cosas, una mujer cuando pasa de los cuarenta, debería sentirse mal, te haces mayor y tal y cual, te niegas a colgarte 3000 euros en el pecho...
El otro día le pregunté a una chica que no maneja bien el castellano y tiene muy pocas luces... ¿es joven la profesora de tu hija?
Y me dice: NO... como tú.
¡te quedas con una cara!

En la piscina, donde vas ‘guapísima’ con el gorrito y sin maquillaje... empecé a descubrir la esencia de la mujer madura. O ya la conocía, pero eso es cosa mía.
Cuando un chico de veinte y pocos, guapo, atlético, alto... con todas las jovencitas revoloteando alrededor de él, tontea contigo.
¡te quedas con una cara también!
Porque es precioso, porque la sociedad quizá no esté tan enferma, porque mi marido estaba detrás de los cristales en plan celoso, aunque sabe que no me gustan los jovencitos.
Porque empieza a crecer mi fama de escritora, yo no lo digo –tan sólo en internet- ya se sabrá.

Y enfermera.
Mientras escribía esto, el pasado domingo día 5, Bruno –mi perrito- tenía un accidente. Se partió una pata trasera. Lloró mucho, pero la eficacia de mi marido –yo no habría podido- consiguió un veterinario y tratamiento de urgencia. También un cirujano, le operan a la una, en el puente más largo del año. Me lo traen a casa después de la operación. Ando desubicada hasta que pase todo esto...

14 comentarios:

Miguel-A. Cibrián (paciente de Ataxia de Friedreich) dijo...

Creo que sí es muy negativo revolver mierda para acrecentar el éxito.

Lamento lo de tu perro.

Un abrazo.

Miguel-A.

Alejandro dijo...

Desde que te conozco , tú mejoras con los años como el buen vino.......en todos los sentidos.

Abrazos.

fgiucich dijo...

El éxito, para algunos, es vender el alma al diablo. Espero que tu perro se encuentre mejor. Abrazos.

Raquel dijo...

Pobre Bruno, espero que se ponga bien pronto. A uno de mis perros le pasó lo mismo, tuvieron que ponerle un clavo en la pata, y se quedó muy bien; ni siquiera se le nota nada, y eso que el veterinario nos dijo que seguramente se quedaría cojo.
Respecto a lo de Sánchez Drago, la verdad es superior a mi, me da asco sólo verle la cara, así que con eso lo digo todo.
Saludos.

prometeoencadenado dijo...

Que pena lo del perrito, que slaga ytodo bien y a cuidarlo y mimarlo...los que buscan eso de que hablen de uno aunque sea mal no me gustan y a ese escritor nunca me ha gustado, na de na...un abrazo.

María Narro dijo...

Bruno está muy bien. Le operaron el martes pasado o se quedaba cojito. Ya no cojea, aunque anda poquito en cuanto te descuidas se pone a dos patas o corre.
Tiene que mantener cierto reposo, curarle por la mañana y tarde. Lo tengo conmigo hasta que le quiten los puntos.
lo malo es que tantas pastillas le han hecho daño y no come si las toma, a ver qué dice el veterinario. Y yo vuelvo a escribir ¡por fin!

besos a todos.

Larrey dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Paco Merlo Ansin dijo...

Aquí encuentro la paz que busco, aquí te encuentro a tí y tu sabiduría. Gracias!

Miguel Schweiz dijo...

Se puede saber por qué has cerrado los comentarios, pillastrona. Claro así nos quedamos con las ganas de decirte felicidades; pero bueno, no importa, porque como dices tú misma, la palabra no es esencial porque la felicidad la llevas contigo.

Hummm, ahora que Bruno está bien, vuelve a reinar la tranquilidad, es que no te dije nada, porque quería saber cómo progresaba y que estuvieras tranquila.

No sé qué harás en estas fiestas, espero que cuentes, joer, aunque no utilices el ordenata, aunque ya sabes que nosotros podemos por señales de humo, ese indígena que llevamos en las uñas de los pies.

Respecto a la novela y la publicación, tienes que tener paciencia, porque tú eres grande, la novela seguro es buenísima, pero las editoriales están derrumbándose y ahora están que trinan porque Google se va a hacer con todos los libros digitales, así que ya me dirás dónde van a terminar los escritores... casi todos en la papelera. Las obras van a ir con rank, verás y pondrán a los babosos y cirqueros de turno.:)

Te digo esto porque seguro que no es problema de la editorial, sino que están muy mal en general.


Cuenta, eh... no seas vagoneta.

Un beso EnormE

Durrell dijo...

María, te escribo aquí. Me alegro mucho que tu perrito se haya podido curar tan bien, supongo que cuando le quiten la medicación volverá a comer y verás que precioso se pone.

Quería desearte felices fiestas, te he mandado una postal por correo, y disfruta ese gran arte que tienes, lo demás como bien dices ya vendrá.

MUCHOS BESOS

Nacho dijo...

Felices fiestas y un abrazo.
¡Quién fuera Bruno...!

alba-luz dijo...

María, estoy verdaderamente emocionada después de leer tu poemario POR LA PUERTA DE ATRAS. Te confieso que lo bajé hace ya desde este blog, lo leí anoche.
Enhorabuena por ser como eres, por escribir así, por saber poner mi alma en tu puño......... por enseñarme a superarme.

¡FELICES FIESTAS ESCRITORA!

Besitos.

María Narro dijo...

¡vaya!...

es buenísima, Miguel, pregunta a Paco Huelva, Antonio Mata, o a Durrell. O a todos los que me están investigando ;)
crucemos los dedos, pero creo que en el 2011 voy a dar que hablar... más de lo que imaginamos todos.
ojalá!!!

¡FELIZ NAVIDAD!

Mónica dijo...

hola maria, queria dejarte mis deseos de que pases unas muy buenas fiestas! y que te llegue la noticia que tanto esperas.

Se que sos una luchadora, x eso te mereces la mejor noticia que va a llegar en cuanlquier momento.

¡feliz navidad!